domingo, 22 de diciembre de 2013

LA NAVIDAD EN LA CIGÜEÑA.

Unas fechas especiales para todos, y en especial, para los niños y niñas; a lo largo de estos últimos días, hemos estado preparando nuestro cole para la llegada de la Navidad, y no hemos querido hacerlo solos, sino en compañía de las personas que son importantes para nosotros y que siempre están ahí.
La entrada del cole se engalanó con adornos que hicimos en casa, con nuestros familiares, adornos que nos demuestran que con imaginación, se pueden conseguir cosas alucinantes.
    
Pero también era importante decorar nuestra clase, para lo cual, invitamos a nuestros familiares a que viniesen y nos ayudasen a crear adornos originales, fabricados por nosotros y con materiales baratos. ¡Qué bonita la dejamos! Además, vamos conociendo a los familiares de nuestros compañeros, y eso nos ayuda a sentirlos más cercanos.¡NAVIDAD! on PhotoPeach  

Y casi preparados, teníamos que escribir nuestra carta para los Reyes Magos, ante su llegada inminente a nuestro cole; utilizamos catálogos de juguetes y elegimos dos, pues sabemos que son muchos los niños que quieren su regalo navideño.


Participamos en una experiencia única y muy emotiva, el Portal de Belén viviente que los niños y niñas mayores prepararon en el gimnasio, recordando a un compañero que ya no está entre nosotros y que vivía esta actividad con devoción e ilusión. Gracias a la seño Susana y a todos los familiares que lo hicieron posible. Además, llevamos los zumos que nos sobraron de la fiesta de cumpleaños, para las familias más necesitadas. ¡NAVIDAD! II on PhotoPeach

Y por fin, llegó el día más esperado, ¡la visita de los Reyes Magos! Los recibimos en el patio, con todos los niños del Centro; los saludamos con un villancico, les dimos la mano. Nos fuimos a clase a desayunar con nuestros familiares y al poquito rato, llegaron a nuestro aula, cargados con regalos para todos y todas. Fue emocionante darles nuestras cartas, poder tocarlos, hablar con ellos. Nos hemos portado genial, porque cada uno de nosotros recibió un regalo; los abrimos, se los enseñamos a nuestras familias.
Fue un día precioso con el que arranca una festividad con un claro toque familiar; nuestra primera Navidad juntos, ¡qué ilusión! ¡NAVIDAD! III on PhotoPeach

¡NAVIDAD! IV on PhotoPeach

¡FELICES FIESTAS! ¡HASTA EL AÑO QUE VIENE!

VISITA A LAS TORRES DE BRENES.

Igual que hicimos con la torre de la Cigüeña, teníamos la necesidad de visitar el resto de torres que sabíamos que existían en nuestra localidad; por fin, esta semana, pudimos salir con nuestros familiares a conocer cada una de ellas.
Previamente, creamos todos los textos que necesitábamos: un mapa para no perdernos y un plano de la torre que buscamos, con todas las cualidades que se nos hacen imprescindibles. 
El día de la salida, usamos cada uno de ellos; cogimos el mapa, para llegar a los lugares, pero por el camino, fuimos encontrando otras opciones. Edificios que tenían algún campanario y con una altura razonable.
Llegamos a la Iglesia, apreciamos la altura de su torre y ya dentro, el responsable que nos atendió, nos enseñó dónde estaban las escaleras; nos explicó que no podíamos usarlas y que además, llegaban hasta la mitad de la torre. No era lo que estábamos buscando.
Fuimos a la Ermita, y allí, descubrimos que la torre era más bajita; además, el responsable nos dijo que las escaleras eran peligrosas, pues eran muy estrechas y empinadas. Las vimos desde abajo; tampoco nos servían, entonces.
Visitamos el exterior de la torre del Molino y la bordeamos buscando su puerta; pero tan sólo encontramos el hueco de una antigua entrada, que habrán tapado por algún motivo. Esta opción tampoco era válida.
Ya de vuelta, se nos ofreció la posibilidad de entrar en una casa hermandad, donde según nos contaron, había una escalera muy larga, alta y segura; nos pusimos en marcha, y allí, nos atendieron varias personas que nos permitieron subir unas escaleras altas, colocadas en dos hileras. Llegamos a un balcón desde el que pudimos comprobar que estábamos a la misma altura que el campanario de la Iglesia; aún pudimos subir más, y llegamos a una azotea desde la que se contemplaban todos los tejados de Brenes.
Una vez allí, y habiendo experimentado la sensación de subida, apreciamos el viento, el frío y la cercanía con algunos pájaros que volaban cerca; una vez allí, sacamos la caja con las plumas y el pegamento que llevábamos, y comenzamos a dar ideas. Varios pájaros se posaron cerca y estábamos seguros de que alguno de ellos, sería nuestro pájaro; como no llegaban a acercarse del todo, decidimos quedarnos inmóviles, para que no se asustaran. Aún así, no venían, así que la segunda opción fue agacharnos e intentar escondernos; tampoco se acercaban, y algunos familiares nos dieron otras ideas, como dejar allí las plumas e irnos, para ver si así, el pájaro venía. Pero aquel día fueron demasiadas experiencias, y no nos poníamos de acuerdo, así que la decisión tomada, fue volver al colegio con las plumas, reflexionar sobre todo lo vivido y llegar a un consenso con calma, pues tenemos que buscar una solución con la que todos estemos de acuerdo.
Fue un día cargado de momentos y vivencias que, por un lado, nos enriquecieron y nos ayudaron en nuestro proceso de búsqueda; por otro lado, nos permiten apreciar que somos capaces de hacer todo lo que nos propongamos; y por otro, nos hicieron ver que nuestros familiares están ahí para todo lo que necesitemos, y que nos ayudarán siempre que se lo pidamos. A todos ellos, ¡gracias!; ¡os mantendremos informados!

LAS TORRES DE BRENES. on PhotoPeach
LAS TORRES DE BRENES II. on PhotoPeach

....Y SALE ESPUMA!!!

Seguimos descubriendo todo lo que tiene que ver con el jabón y la espuma, y en estas últimas sesiones del trimestre, hemos tratado de jugar con la espuma, tratando de hacer que creciese.
Para el primer experimento, construimos un dragón con una botella y haciendo una mezcla explosiva, conseguimos que echase espuma por la boca. Probad en casa, usando vinagre, jabón y bicarbonato, ¡es increíble!

Pero, ¿y si quisiésemos controlar la cantidad de espuma y ser nosotros los que decidiésemos cuánta queremos hacer?, ?cómo podríamos estirar la espuma todo lo que quisiéramos?; tras descubrir que se nos escapaba entre los dedos, creamos muchas hipótesis que tenían que ver con "poner" más aire en la espuma conseguida para que así, ésta aumentase: ponerles aires soplando, abriendo las ventanas, sacando el aire de un globo y echándoselo, construyendo un tubo con un papel,..
Fuimos probando, y viendo que no conseguíamos nuestro propósito; ¿queréis saber cómo lo hicimos? Usad la parte de arriba de una botella de plástico, pegadle un trozo de tela y ajustarla con fiso; mojad la tela en agua con jabón y soplad por la boquilla de la botella. ¡Conseguimos crear una serpiente de espuma tan larga como queramos!
Nuestras hipótesis cada vez son más coherentes; usamos todo lo que ya sabemos y después, vamos comprobando. No importa tanto llegar a la respuesta correcta, pues todo es válido y nos proporciona experiencia.
    

 

 




¡FELIZ CUMPLEAÑOS!

El año acaba, y antes de hacerlo, llegan los cumpleaños de nuestros últimos compañeros y compañeras; los más pequeñitos, los que tardaron más en llegar. Lo celebramos todos juntos, en nuestra clase, antes de irnos de vacaciones. ¡Felicidades a Carmen, Asunción y Luis!


miércoles, 11 de diciembre de 2013

¡¡¡INFORMACIÓN URGENTE!!!

Utilizo nuestro blog como medio para informaros de que a última hora, hemos decidido suspender la salida que teníamos planteada para mañana, día 12 de Diciembre de 2013. Como sabéis, íbamos a visitar la Iglesia y la Ermita de nuestro pueblo, una actividad justificada por los intereses y acontecimientos que se están dando en nuestra clase; por ello, la encontramos importante y necesaria, de manera que, aunque mañana no se pueda llevar a cabo, vamos a intentar realizarla otro día, antes o después de las vacaciones de Navidad. Ya os iremos avisando de la nueva propuesta.
Desde aquí, os pido disculpas por este cambio de última hora; os daré las explicaciones pertinentes mañana a primera hora. Os pido que quienes leáis esto, vayáis comentándolo con todos los familiares que conozcáis de nuestra clase, para que se enteren cuanto antes.
Gracias por vuestra colaboración en todo lo que proponemos.

viernes, 6 de diciembre de 2013

¡¡¡FIESTA!!!!

Por fin llegó el día, y por fin, pudimos celebrar el cumpleaños; todo estaba decidido y preparado. En días anteriores, acordamos el orden en el que queríamos hacer las cosas:

  1. Preparativos: mesas y sillas, comida, piñata, tarta, globos.
  2. Comemos y bebemos.
  3. Bailamos.
  4. Jugamos.
  5. Tarta.
  6. Piñata.
Para preparar, echamos mano de los textos que habíamos escrito anteriormente: el plano de la clase, la lista de lo que cada uno quería comer, cómo se hacen los bocadillos de queso y de salchichón.
Fuimos repartiendo responsabilidades, y cada grupito se encargó de algo; conseguimos tener todo preparado en poco tiempo, pero los preparativos nos ayudaron a apreciar que tenemos algunas limitaciones que no esperábamos. No sabemos inflar globos ni tampoco podemos pelar zanahorias, así que decidieron pedirme que lo intentase yo, y al ver que era capaz, me asignaron ambas funciones.
Comimos lo que nosotros mismos habíamos preparado; bailamos en clase, gracias a que organizamos el mobiliario adecuadamente para tener espacio libre; jugamos en el patio a los juegos que elegimos; soplamos las 33 velas y comimos tarta; y disfrutamos intentando romper la piñata.
Ha sido un día redondo, y todo ha salido bien gracias al esfuerzo y el trabajo de todos; hemos sido conscientes de que somos capaces y de que podemos conseguir todo lo que nos propongamos. Además, nos hemos enriquecido con una gran cantidad de experiencias que han surgido a raíz de la preparación de este cumpleaños. ¡Felicidades a todos!

CUMPLEAÑOS. on PhotoPeach


CUMPLEAÑOS II on PhotoPeach








jueves, 5 de diciembre de 2013

INVITACIONES PARA LA FIESTA.

Es importante ser conscientes de que todo lo que hacemos en clase, tiene una utilidad y es importante; ya teníamos todas las invitaciones preparadas, un requisito imprescindible para poder venir a nuestra fiesta de cumpleaños. Cada niño y niña eligió a quién quería invitar del resto de compañeros; preparamos las invitaciones y nos las repartimos. Han sido invitaciones originales, únicas, pero llenas de sentido y coherentes con las que se usan en la vida real.

NUESTRO REFLEJO EN UN ESPEJO.

Algo tan familiar como un espejo; un objeto que todos tenemos en casa y que es mucho más necesario de lo que creemos. La niñera de Blancanieves, ahora convertida en su madrastra, cada noche se miraba en uno, mágico; ella le preguntaba por la más bella del reino, y el espejo contestaba que no había otra más bella que ella.
Pero, ¿para qué sirve un espejo? 
  • Blanca: para mirarse.
  • Ángela: para que tú estés guapa.
  • Ángeles: para pintarse los labios.
  • Ángel Montaño: para echarse agua en el pelo.
  • Ángel Minuesa: para peinarse.
Y, ¿dónde lo podemos encontrar en tu casa?
  • Alejandro: arriba, en el cuarto de mamá.
  • Ángel Montaño: en el cuarto de baño.
  • Blanca: en el salón, arriba.
  • Ángel Minuesa: en el cuarto de la tita.
  • Marcelo: en el rincón de la casita.
  • Carmen: en el cuarto de papi.
Lo usamos a diario, y para valorar su importancia, intentamos hacer determinadas acciones sin mirarnos; píntate los labios, peínate. Los resultados no son los esperados; necesitamos contemplar nuestro reflejo en el espejo para conseguir hacerlo bien. Cuando nos miramos, nos gusta lo que vemos, ¡somos nosotros!

NUESTRO REFLEJO EN EL ESPEJO. on PhotoPeach

VELAS PARA LA TARTA.

Los números nos acercan a la realidad, y a través de ellos, la vamos entendiendo; hay números que nos son más cercanos, más significativos para nosotros. Uno de ellos, es el número 3, el de nuestra edad; nos parece un número importante, que nos une, y podemos expresarlo de diversas maneras.
Pero, ¿y la seño?, ¿cuántos años tendrá?; empezamos a estimar, a calcular cuántos puede tener, y hablamos de números grandes, mucho más grandes que el 3. Cuando conseguimos saber cuál es la cifra exacta, descubrimos otro número, el 33, y por asociarlo a una persona, nos parece más real, más familiar.
En los cumpleaños, los años se expresan con velas, así que necesitamos 33 velas para la tarta; comenzamos a contar, usando la serie numérica, pero se nos hace complicado llegar a esa cifra. Por eso, pedimos ayuda a los niños y niñas de otra clase, la de la seño Mary; ellos son más capaces en esto, y consiguen ayudarnos; ahora ya tenemos 33 velas, a las que les pondremos 33 pinchitos para la tarta. Colocando un pinchito en cada vela, sabemos sin necesidad de contar, que tenemos 33 pinchitos.
Seguiremos descubriendo otros números, que se acerquen a nuestra vida y los consideremos importantes; da igual que sean grandes o pequeños, los acogeremos igual.


VELAS. on PhotoPeach

Y PARA CUALQUIER IMPREVISTO, ¡UNA NIÑERA!

A través del cuento de "Blancanieves", estamos tratando diferentes temas, y en esta semana, nos hemos centrado en la necesidad de niños y niñas de sentirse cuidados por alguien más capaz, que nos ayude y nos proteja. Afortunadamente, tenemos a muchas personas que nos cuidan (papis y mamis), y cuando éstas no están, siempre hay otras. Nos cuesta, pero imaginamos que algún día nadie pueda hacerse cargo de nosotros y nosotras; necesitaríamos entonces, igual que en el cuento, una niñera. Pero no podría ser cualquiera; tendría que reunir unos requisitos y los que más valoraríamos, serían:

  • Ángel Montaño: que nos haga cosquillas.
  • Ángeles: que juegue conmigo.
  • Ángela: a la pelota.
  • Carmen: al pilla pilla.
  • Ainhoa: que nos de comida.
  • Ángel Minuesa: que sea buena.
  • Ángel Montaño: que juegue a dormir y a desayunos.
  • Claudia: que juegue a la casita.
  • Ángela: que nos cuide cuando dormimos.
  • Ángel Montaño: que nos lleve al parque y de vacaciones.
  • Sergio: y al fútbol.
  • Ángela: que se bañe.
  • Ángel Montaño: que tenga el pelo sin monstruos y que haga experimentos. Y que tenga un bebé en la barriga.
  • Ángela: ¿y si se va al médico?
  • Ángel Montaño: vamos con ella.
  • Ángela: y que se pinte los labios.
  • Sergio: que sea alta, porque mi mami es alta.
  • Ángel Montaño: no, baja porque tiene que crecer despacito.
  • Ainhoa: que sea alta, porque mi tita es alta.
  • Ángel Minuesa: chica, porque mi tita es chica.
Nos dimos cuenta de que su físico también nos importaba, así que fuimos acordando cómo debía ser mientras la dibujábamos para que todos lo tuviésemos claro. Durante este proceso, fuimos conversando sobre el cuerpo humano, el lugar de cada parte, el tamaño, la forma; fue muy interesante.
¿Queréis ver cómo es la niñera que nos gustaría tener? ¡Tenedla localizada para cualquier imprevisto!

jueves, 28 de noviembre de 2013

CUENTA CUENTOS EN INGLÉS.

El mundo cada día nos parece más pequeño, y las personas cada vez estamos más comunicadas; por eso, debemos eliminar las barreras que nos separan, y una de ellas, es el idioma. Comunicarnos con seres humanos de otros lugares y conocer que en realidad, no estamos tan lejos, es posible a través del conocimiento de diferentes lenguas; nuestro colegio apuesta por esto, y esta mañana, hemos podido disfrutar con un cuenta cuentos en inglés, que nos ha divertido mucho y nos va acostumbrando a escuchar otros idiomas. We´ve enjoyed a lot!!


DE COMPRAS.

Cuando ya tenemos todo decidido, es el momento de comenzar a actuar, y en el caso de nuestra fiesta de cumpleaños, las decisiones ya estaban tomadas. Organizamos una lista de la compra con todo lo que vamos a necesitar, y ello nos acerca al lenguaje escrito de una manera práctica y funcional; cogimos nuestra lista, nuestras chaquetas y muy dispuestos, nos fuimos al supermercado. Allí, pudimos apreciar el lugar de cada producto, la organización, el precio, el formato, los carteles, la acción de comprar, y nos sentimos uno más dentro de todas las personas que lo hacían. Somos capaces y nos vamos dando cuenta de que somos responsables de lo que queremos hacer; tomamos decisiones y las llevamos a la práctica. ¡No hay nada imposible!

DE COMPRAS. on PhotoPeach

AGUA + JABÓN =.....

¿Qué pasa cuando mezclas agua y jabón?

  • Ángela: se va la mancha.
  • Ángel Montaño: se van los bichitos que tiene el jabón.
  • Carmen: se va el aceite.
  • Blanca: el agua mata al jabón.
  • Ángel Minuesa: el jabón no se quita con agua.
  • Ainhoa: echamos jabón, lo removemos con una cuchara y el jabón se va.
  • Marcelo: no, se va el agua.
En nuestras sesiones de experimentos, es muy importante el momento de formulación de hipótesis; buscamos que los niños y niñas utilicen su bagaje de experiencias y conocimientos, así como su capacidad de lógica, para crear ideas, que después comprobaremos.
Tras hablar de qué pasaría en este supuesto, comprobamos que aparecía algo tan apetecible como la espuma; pudimos tocarla, olerla, vimos que no pesaba, que se escapaba por nuestros dedos, que desaparecía si no se removía el agua. Comprobamos cuánta espuma conseguíamos con diferentes jabones y ¿sabéis cuál conseguía más? ¡Comprobadlo en casa!

AGUA + JABÓN =... on PhotoPeach

MANIPULADORES DE ALIMENTOS.

De entre la comida que hemos decidido comprar para nuestra fiesta de cumpleaños, serán importantes los bocadillos que vamos a hacer de salchichón y queso. Antes de ir a comprar, tenemos que saber qué cantidades necesitaremos, así que en clase, nos pusimos manos a la obra.
Lo primero, saber cómo se hace un bocadillo, para lo cual, Ángela y Mar nos dieron una lección de cómo hacerlo: dos rebanadas de pan y el salchichón y el queso, en medio. Decidimos que pondríamos 3 rodajas de salchichón y 2 de queso. Por otras experiencias que ya hemos vivido, sabemos que para saber si algo es suficiente, tenemos que repartirlo entre todos los que queramos; repartimos el pan, y vimos que con una bolsa, no era suficiente. Aunque, descubrimos gracias a Carmen, que 1 se puede convertir en 2, si doblas y partes la rebanada de pan; y en 3, y en 4, y en 5, y en muuuuuchos.
Repartimos el salchichón y también el queso, y pudimos comprobar que con un paquete de cada uno, era más que suficiente.
A través de la experiencia, ahora ya sabemos cuánto compraremos y nuestros datos son reales y objetivos.

MANIPULADORES DE ALIMENTOS. on PhotoPeach

¿LA TORRE MÁS ALTA DE BRENES?

Acercando nuestras inquietudes a lo más próximo a nosotros, decidimos buscar la torre más alta de nuestro pueblo, esa que nos pudiese servir en nuestro propósito; pedimos ayuda en casa, y algunos niños y niñas, trajeron propuestas sobre las torres de Brenes.
Ángela e Irene decían que la torre del depósito de agua era la más alta; Blanca traía otras opciones, como la torre del Molino, la de la Iglesia, la de la Ermita o la de la Cigüeña. Lo cierto, es que con tantas opciones, no sabíamos cuál era la más alta ni tampoco la que tenía escaleras, así que tuvimos que poner en funcionamiento nuestra lógica y también, una herramienta que acaba de llegar a nuestra clase, y que nos va a ayudar mucho: el ordenador.
Buscamos todas las torres para ver fotos y conversando, nos dimos cuenta de que en las fotos, no se veía el interior de las torres; por eso, pensamos en que sería importante que éstas tuviesen puerta, para poder entrar y buscar las escaleras con las que subir. Mirando la foto de la torre de la Cigüeña, que es la más cercana, nos dimos cuenta de que no se veía muy bien si tenía puerta o no, así que decidimos salir a comprobarlo. Fuimos a la torre y la bordeamos, dándonos cuenta de que tenía varias "paredes"; no había puerta por ningún lado, pero sí unas "ventanas" que nos permitieron ver que dentro, había mucha basura. La torre tenía algunos escalones en su exterior, pero no eran para subir, pues de uno a otro, había una gran distancia. Por tanto, tuvimos claro ya, que la torre de la Cigüeña no nos servía en nuestro propósito.
Como el resto de torres nos quedaban más lejos, seguimos mirándolas a través de internet; Ainhoa decía que no podíamos subir a ninguna torre, pero aún así, fuimos mirándolas y dialogando. Hablamos de la diferencia entre una puerta y una pared, y cómo reconocer una u otra; de la dificultad que entraña ver una torre en una foto, pues no apreciamos la parte de atrás ni tampoco el interior. Comprendiendo nuestras dificultades, volvimos al ordenador y conocimos una herramienta tan útil como el Google Maps, que nos permite pasear por las calles de cualquier lugar del mundo; para ver sus posibilidades, ¡nos situamos en la calle de nuestro colegio, y podemos verlo!
El caso es que ahora, vamos a situar las 3 torres en el callejero de Brenes, y una vez localizadas, nos gustaría poder ir a visitarlas, para comprobar si tienen escaleras por las que subir. Las torres son:

  • Torre del Molino.
  • Torre de la Iglesia.
  • Torre de la Ermita.
Os pedimos ayuda en esta tarea, pues necesitamos saber si podemos visitar estos 3 lugares para comprobar por nosotros mismos si tienen lo que estamos buscando, y en qué horario. ¡Gracias de antemano!

LA TORRE MÁS ALTA. on PhotoPeach

domingo, 24 de noviembre de 2013

LA ESCALERA MÁS ALTA DEL MUNDO.

Llevamos varios días sin hablar del pájaro al que se le están cayendo las plumas; se hace importante también, reposar lo vivido, asimilar lo experimentado y refrescarnos las ideas. Retomando el tema, continuábamos buscando la escalera que más se ajustase a nuestra necesidad; ya conocemos dos tipos de escaleras, las de obra y las portátiles, así que había que elegir entre una u otra. Al principio, elegimos en función de nuestros gustos, pero entre todos, nos damos cuenta de que lo importante es que sean unas escaleras seguras y por las que todos podamos subir. Entonces, nos decidimos por las escaleras de obra, que tienen barandilla para agarrarnos; y ahora que lo hemos decidido, ampliamos nuestras miras, nuestros intereses, ¿cuál será la escalera más alta del mundo?, ¿dónde llegará?
La figura de la maestra como una más dentro del grupo, me permite buscar información para presentársela al grupo, cuando se hace interesante; antes de conocer dicha escalera, hacemos hipótesis sobre hasta dónde puede llegar:

  • Carmen: hasta el techo.
  • Marcelo: hasta el cielo.
  • Mar: hasta el Sol.
  • Ángel Montaño: hasta una torre.
  • Ainhoa: así de alta (estira el brazo)
  • Ángel Montaño: hasta las nubes.
Vemos fotos de dicha escalera, que está construida para subir a una montaña, en China; buscamos el país en la bola del mundo, para apreciar la distancia que nos separa, y comienza nuestra curiosidad por ese país. Recordamos que en la clase de la seño Carmen, hay una niña que viene de China, así que vamos a buscarla, y al tenerla en clase, nos sentimos un poco más cerca de su país, y de la escalera más alta del mundo.
Nos preguntamos cuántos escalones debe tener, y entonces, comenzamos a hablar de números, números altos, grandes; nuestro cuerpo nos ayuda a expresar visualmente cantidades, pero éste tiene unas limitaciones en cuanto a cantidades, así que se nos ocurre usar los dedos de todos los niños y niñas para expresar una cantidad muy grande. Y como se nos figura poco, seguimos ampliando la cantidad de dedos, usando esta vez, los de nuestros pies; no estamos muy seguros de cuántos dedos tenemos en nuestros pies, así que Sergio decide quitarse las zapatillas y los calcetines y cuenta 5 dedos en cada pie. Ahora sabemos que si queremos expresar una cantidad muy grande, podemos usar nuestros dedos de las manos y los pies, y si unimos los de todos, la cantidad será aún más grande.
Vemos un vídeo de la escalera de la montaña de Hua-Shan, la escalera más alta del mundo; pero al volver a nuestro problema, tenemos una propuesta por parte de la seño Rocío, que viene a visitarnos: ¿por qué no buscáis la torre más alta de Brenes, que tenga escaleras para que podáis subir? Nos parece una muy buena idea, así que pedimos ayuda a nuestras familias para encontrarla, a través de una nota que nos llevamos a casa. ¡Seguro que la encontramos con vuestra ayuda!

LA ESCALERA MÁS ALTA DEL MUNDO. on PhotoPeach


¿CÓMO ACTÚA EL JABÓN?

Ahora que ya estamos familiarizados con el jabón, nos preguntamos para qué sirve, cuál es su utilidad; tenemos claro que sirve para lavar cosas sucias y ponerlas limpias. Pero, ¿qué cosas pueden manchar algo limpio?:

  • Ángel Montaño: los chinos del parque.
  • Ángela: el tomate.
  • Marcelo: el barro.
  • Ángel Minuesa: la arena.
  • Blanca: las piedras.
  • Carmen: la tierra.
  • Mar: la caca.
  • Carmen: y cuando vomitas.
  • Ainhoa: las flores que están sucias.
  • Ángel Montaño: están sucias por abajo, porque tienen tierra.
  • Marcelo: el agua.
  • Sergio: la cerveza.
  • Ainhoa: la fanta.
  • Ángel Montaño: un charco con barro.
Y hablando de manchas, escuchamos que hay una que es difícil de quitar, muuuuy difícil; es la mancha de aceite. Para ver lo fuerte que es dicha mancha, cogemos un recipiente transparente lleno de agua y echamos aceite; a veces, solamente con agua, las manchas se van, pero en el caso del aceite no es así. La mancha persiste en la superficie del agua; vemos su densidad, las burbujitas que forma, y aunque intentamos disolverla mezclando el agua con el aceite usando una cuchara, el aceite vuelve a la superficie, la mancha sigue ahí.
Pero, ¿y si usamos jabón? Echamos al recipiente unas gotitas de jabón y removemos con una cuchara; la mancha de aceite desaparece, formándose una mezcla turbia entre el agua, el aceite y el jabón. ¡El jabón lo ha conseguido!
El jabón es capaz de conseguir que las manchas se mezclen con el agua gracias a las moléculas que lo forman; las manchas son arrastradas por el agua, y lo que estamos lavando, ¡vuelve a estar brillante!






¡CONCRETANDO!

¡No sabíamos nosotros que organizar una fiesta de cumpleaños era tan complicado! Con las decisiones generales ya tomadas, ahora seguimos concretando, materializando y consensuando aspectos importantes, como la tarta. Queremos que todo esté a nuestro gusto, y se hizo importante decidir cómo la queríamos; las opciones eran dos (una cuadrada y otra redonda), y podíamos compararlas con una foto. Comenzamos a argumentar por qué queríamos una u otra; primero, la conversación estuvo relacionada con los ingredientes que parecía llevar la tarta, pero cuando vimos que ambas eran muy similares en esto, seguimos apreciando sus formas:
  • Ángel Montaño: esta es cuadrada, como una puerta.
  • Ainhoa: y esta, redonda como un círculo.
Conversamos entonces de cosas redondas y cuadradas, poniendo ejemplos que nos ayudan a materializar nuestras ideas y a verlas más claras:
  • Ángel Montaño: redonda como un bomba de Pokemos.
  • Ángela: redondo es así (lo dibujo en el aire con su dedo). Como una bola.
  • Ángel Minuesa: un collar también es redondo.
  • Ángel Montaño: y los pantalones (señala con el dedo el agujero por el que se mete la pierna)
  • Alejandro: como un disco.
  • Ángela:  y el reloj.
  • Pablo: y la cabeza.
  • Ángel Montaño: y cuadrado es así (lo dibuja con el dedo en el aire. Después, lo dibuja con una tiza en el corcho de la asamblea).
  • Blanca: una cama también es cuadrada.
  • Pablo: y una casa.
  • Sergio: y un sofá.
  • Ángela: y las esponjas.
  • Luis: y un sillón.
  • Alejandro: y una pared.
  • Ainhoa: y una ventana.
  • Daniela: y una pizarra.
Ahora que teníamos clara la diferencia entre la cuadrada y la redonda, decidimos votar para ver cuál nos gusta a la mayoría; usamos un osito por niño, que representa su voto. Nos cuesta reconocer qué opción tiene más votos, pues ambas tienen muchos; surge la propuesta de contarlos, pero tenemos dificultades al usar la serie numérica. Con ideas encontradas, unos van "convenciendo" a otros, y al final, todos deciden que la tarta redonda es la ganadora; una decisión real nos ha permitido hablar sobre formas y compararlas con objetos reales y cercanos para nosotros.

Tras la tarta, tenemos que empezar a preparar las invitaciones, un texto real, que se usa en cualquier celebración; tenemos claro desde el principio para qué sirven, y lo que hacemos, es ver diferentes invitaciones reales de cumpleaños para apreciar sus elementos: portada con un dibujo, contraportada con una línea de puntitos, interior con diferentes elementos escritos que vamos analizando: nombre del invitado, tipo de fiesta, día, hora, lugar y firma del que escribe la invitación.
Teniendo toda esta información, hacemos nuestras propias invitaciones, pero antes, decidimos que la fiesta será sólo para los niños, niñas y la seño, pues somos conscientes de que no cabe nadie más en nuestra clase, que es pequeñita. Dejamos como tarea pendiente, organizar otra fiesta donde podamos invitar a nuestras familias. Cada uno, decide a quién va a invitar del resto de compañeros, y es sorprendente cómo todos son tenidos en cuenta, ninguno es olvidado; se pueden apreciar las amistades especiales que se van creando y que llevan a nuestros niños y niñas a elegir a su "preferido" para darle su invitación, un texto real, útil, que hemos creado con una necesidad y que nos acerca al lenguajes escrito, al que cada vez le vemos más funcionalidad.
La semana que viene, tenemos que hablar de las velas, la comida, los juegos y las canciones.

CONCRETANDO. on PhotoPeach

EL DÍA DE LOS DERECHOS DEL NIÑO Y LA NIÑA.

Comprometidos con todo lo que ocurre a nuestro alrededor, es importante conocer nuestra posición en el mundo, nuestro papel como niños y niñas; tenemos unas obligaciones, pero también unos derechos que se deben garantizar para todos y todas. Por eso, esta semana, hemos estado descubriéndolos a través de una serie de talleres referidos a diferentes artes, cuyo objetivo era conocer dichos derechos desde diferentes perspectivas que nos enriquecen y nos aportan vivencias. Los talleres se llevaron a cabo en diferentes espacios del Centro, y los responsables de cada uno de ellos, fuimos los maestros y maestras tutores de Infantil; los niños y niñas fueron rotando por todos ellos, adquiriendo con ello, una visión amplia de esta celebración. Los talleres estaban relacionados con la gastronomía, la fotografía, la pintura, los juegos populares, la danza y el cine. Al final, todos y todas nos reunimos para exponer lo que se había hecho en cada taller y para celebrar juntos este día, que tanto tiene que ver con nosotros y nosotras.
Si tú que estás leyendo esto, no conoces cuáles son los derechos de los niños y niñas, desde aquí te recomendamos que los descubras y sobre todo, que contribuyas a que todos ellos se cumplan. ¡Por una infancia feliz y plena!

DÍA DE LOS DERECHOS DE LA INFANCIA. on PhotoPeach

sábado, 23 de noviembre de 2013

UN CASTILLO A NUESTRA MEDIDA.

Antes de comenzar a leer nuestro cuento, estamos haciendo hipótesis sobre cómo creemos que será la historia que estamos a punto de conocer; echando un vistazo al libro por fuera, nos hemos fijado en la portada, en la contraportada y en el lomo, y por todos los datos que ahora tenemos, ya hemos comenzado a imaginar. Lo cierto, es que este proceso previo a la lectura es igual de importante que la lectura en sí, pues nos estamos acercando al cuento con ilusión, con expectativas y las ganas de conocer su historia, son cada vez mayores.
En este primer vistazo, encontramos pistas que nos permiten imaginar cómo será el título:

  • Ángel Montaño: se llama "Monstruos".
  • Blanca: se llama "La corona de la mujer que se le ha caído, que la llevaba puesta".
  • Carmen: se llama "El monstruo de la corona".
  • Ángela: se llama "El cuento de zombi"
  • Alberto: se llama "Una corona".
  • Ángel Minuesa: se llama "El monstruo"
Conversando, descubrimos que el cuento se titula igual que el nombre de su protagonista, y tras un juego de mímica, por fin descubrimos que su nombre es "Blancanieves".
Ya en la primera carta que recibimos cuando encontramos el cuento, descubrimos que la protagonista vivía en un castillo, y ahora, nos preguntamos cómo será: grande o pequeño, luminoso u oscuro, lleno o vacío,..
El caso es que hemos decidido inventar el castillo que a nosotros nos gustaría que tuviese Blancanieves, un castillo lleno de todo eso que para todos es importante para vivir. Comenzamos con decisiones sobre su exterior: queremos un castillo grande, con muchas torres, con una puerta, ventanas y una bandera en la parte más alta.
Y con respecto a su interior, cada uno decidimos qué queremos que tenga, siendo muchas las propuestas: un espejo, una alfombra, un monstruo, un cuento, un mono, unos calcetines, una radio, juguetes, una tele, una cama, una silla, pintura para pintarse, una mesa, una abeja, comida, una avispa, un vaso para beber agua, un grifo de agua, un frigorífico, una botella de fanta.
Cuando todas las decisiones están tomadas, ahora tenemos que materializar nuestra idea del castillo; sobre papel, vamos dibujándolo, encontrando dificultades a la hora de plasmar en dibujo lo que tan claro tenemos en nuestra mente. Nos ayudamos unos a otros, y cuando ya lo tenemos listo, vamos colocando los diferentes objetos que queremos que haya; surge entonces una conversación muy interesante, donde debemos justificar dónde poner cada cosa. Echamos mano de nuestras experiencias, recordando dónde ponemos cada cosa en nuestra casa, lo que nos hace darnos cuenta de que cada casa es diferente ("en mi casa, el espejo está abajo"); reflexionamos sobre qué se hace necesario para que el dibujo exprese lo que queremos decir ("hay que dibujar un suelo para que no parezca que la cama está volando", "ponemos el espejo pegado en la pared para que parezca que está colgado", "si la avispa está cerca del monstruo es porque los dos son amigos", "hay que dibujar una mesa para poner encima el cuento, y un armario para poner un cajón donde meter los calcetines"). Esto hace que, sobre la marcha, tengamos que dibujar aquellos "extras" que vamos necesitando y con los que no contamos al principio.
Y finalmente, terminamos el mural de nuestro castillo, que es nuestra interpretación de un lugar que conocemos, sobre todo a través de los cuentos, pero que sin darnos cuenta, hemos acercado a lo que conocemos de verdad, a nuestras casas, a nuestras vidas; ¡esa Blancanieves debe tener nuestras mismas necesidades!

UN CASTILLO A NUESTRA MEDIDA. on PhotoPeach

jueves, 14 de noviembre de 2013

EL JABÓN EN LA VIDA DIARIA.

A lo largo de este curso, nuestro taller de ciencia va a estar dirigido a descubrir el jabón de una manera exhaustiva y científica; pero antes de comenzar a profundizar, se hace importante familiarizarnos con el jabón, tocarlo, olerlo, mirarlo. Por eso, en estos días, hemos tenido nuestra primera toma de contacto con diferentes productos de nuestra vida diaria que tienen que ver con el jabón, pues, como bien hemos acordado "el jabón sirve para limpiar".
Comenzamos con los jabones que tienen que ver con nuestra higiene corporal: gel, champú, jabón de manos líquido y sólido. Los comparamos, viendo en qué son iguales y en qué diferentes; los olemos, experimentamos con ellos, viendo cómo conseguimos espuma si frotamos fuerte; apreciamos sus texturas, diferentes entre unos y otros; y nos detenemos a apreciar algo que diariamente tenemos a mano, pero que nunca lo tocamos con tanto interés.
Seguimos con otros jabones; es importante mirar los formatos, pues con ellos, podemos conocer para qué sirven. Cuando los vemos por primera vez, nos suena de verlos en casa, pero no tenemos muy clara su utilidad; miramos detenidamente las cajas, las bolsas donde vienen; con las imágenes que encontramos, descubrimos qué jabones son para la ropa, cuáles para los platos, los cubiertos, los vasos,... Tenemos oportunidad también de tocar estos jabones, olerlos, explorarlos.
Todos son jabones, diferentes entre ellos por su utilidad y por su formato; estamos descubriéndolos y seguro que a partir de ahora, prestaremos mucha más atención cada vez que veamos alguno.
Estamos y vamos a hacer, ciencia en el aula a través de algo tan cercano y llamativo a la vez, como el jabón. ¿Te apuntas con nosotros?

EL JABÓN EN NUESTRA VIDA. on PhotoPeach

LOS PREPARATIVOS DE UNA FIESTA.

Los cumpleaños forman parte de nuestra identidad; es una fecha que sucede cada año, y que nos hace especiales por un día. Cada uno tiene el suyo propio, y han sido ya muchas las ocasiones en las que en clase, hemos hablado de los cumpleaños; todos queremos saber cuándo es el nuestro y se le falta mucho para que llegue.
Un día, hablando del tema, nos dimos cuenta de que el próximo en llegar, sería el mío, y sintiéndonos capaces cada vez de más cosas, nos propusimos seer nosotros mismos los que organizásemos una fiesta para celebrar mi cumple, pero también un poquito, el cumple de todos y cada uno de nuestros niños y niñas. 
Lo primero que hicimos, fue concretar qué cosas hace falta preparar para una fiesta de este tipo, y a partir de ahí, estamos tomando decisiones y enriqueciéndonos con el proceso. Situaciones como ésta, despiertan el interés del niño, lo motivan y hacen que se involucre en ellas con todas sus ganas; este entusiasmo es la base para todo aprendizaje, pues sin motivación, sería difícil que nadie pudiese avanzar. 
Hemos decidido qué comida y bebida queremos comprar, y hemos hecho una lista para que no se nos olvide nada; hemos decidido dónde queremos hacer la fiesta de cumpleaños, y nos ha parecido que el lugar más adecuado es nuestra clase. Pero por el tipo de fiesta que queremos hacer, había que darle algunos cambios a nuestro aula, pues necesitábamos un espacio amplio para bailar y jugar, y también otro espacio para comer; comenzamos a mover muebles hasta que conseguimos lo que buscábamos, y antes de volver a colocar cada cosa en su lugar, hicimos un plano para que nos acordemos de todo el día de la fiesta.
Aún nos quedan muchas cosas por decidir, por acordar; seguiremos con ello, ¡ya veréis cuánto puede dar de sí una fiesta de cumpleaños!

CUMPLEAÑOS FELIZ. on PhotoPeach

¿CÓMO HACER UNA ESCALERA PARA EL TOBOGÁN?

Seguimos llegando a acuerdos, pues convivimos en un grupo y ninguno de nosotros puede decidir por el resto. Conversando, decidimos que usaremos los palos para hacer la escalera del tobogán, las piedras para hacer la resbaleta y los cuadrados que trajo Mar, para hacer los "pies del tobogán"; las herramientas nos servirán para "apretar todo".
Comenzamos por la escalera y por tanto, cogemos los palos ya elegidos, los que son fuertes y no se rompen; sabemos que la escalera debe llegar hasta el tobogán y comenzamos a llevar a cabo nuestras ideas sobre cómo construirla. Después de varios intentos, parece que hemos olvidado cómo son estas escaleras, así que salimos al patio, para ver directamente todas sus cualidades. Entre nosotros, vamos opinando sobre las ideas de los demás, debatiendo sobre lo que nos parece mal o aportando ideas y alternativas:

  • Alejandro: así se hace una escalera.
  • Carmen: estás haciendo una carretera.
  • Alejandro: no, es una escalera.
  • Blanca: eso es una carretera. Las escaleras son para subir, y la tuya no sube.
  • Alejandro: espérate que la termine, todavía no está lista. Necesita muchos palos.
  • Ángela: pero tu escalera llega hasta el suelo, no hasta el cielo.
  • Seño: Alejandro, intenta subir por tu escalera.
Alejandro se pone a cuatro patas, y se da cuenta de que no consigue subir. Todos nos damos cuenta de que construir una escalera es complicado, y vamos pensando en la posibilidad de pedir ayuda a las personas que nos rodean. La seño Esther nos trae un cuento, "Papá, consígueme la Luna", y nos lo lee; en dicha historia, un papá utiliza una escalera muuuuy larga para bajarle la Luna a su hija, tan alta como la que nosotros queremos. Pensamos y nos centramos en los que vemos más capaces; la primera idea que se nos ocurre, es pedir ayuda a Marchena, el conserje de nuestro colegio. Anotamos nuestra duda, y vamos en su busca; cuando lo encontramos, nos cuenta que él nunca ha construido una escalera, pero que tiene 2, y que nos las puede enseñar. Una de ellas es larga, y llega por encima de una ventana; pero es que la otra es aún más larga, y llega casi al tejado de una casa; pensamos que nos podría servir.
Marchena, en su intento por ayudarnos, nos cuenta que es capaz de subirse a una palmera, que es aún más alta que la casa; se coloca un arnés, unas botas especiales y una cuerda. Nos quedamos boquiabiertos cuando lo vemos subir por la palmera, ¡guau!
Con esto, se nos abren nuevas posibilidades con las que antes no contábamos; tenemos que seguir hablando para tomar decisiones, concretar nuestras dificultades y pedir la ayuda necesaria.  PARA SUBIR... on PhotoPeach

martes, 5 de noviembre de 2013

LA VISITA DE LOS NIÑOS Y NIÑAS MAYORES.

El otro día, tuvimos una visita muy especial; eran los niños y niñas de 1º A, alumnos y alumnas de la seño Mónica a la que nos une una relación muy especial, por venir a diario a ayudarnos con nuestras necesidades. Son también, mis antiguos alumnos y alumnas, y desde hace tiempo, estaban interesados en conocer nuestra clase, a los niños y niñas; de hecho, hasta nos habían preparado unos detallitos. Tuvimos oportunidad de charlar un rato, de establecer lazos y de acercarnos.
Esto nos ayuda a abrir las puertas de nuestra clase a otras personas; niños y niñas mayores que también forman parte de todo nuestro proceso de aprendizaje y desarrollo, y que seguro que van a seguir haciéndolo.

LOS NIÑOS Y NIÑAS DE 1º A. on PhotoPeach

PIEDRAS Y PALOS.

Seguimos en nuestro afán por construir un tobogán que nos permita bajar de la torre a la que queremos subir para devolverle las plumas al pájaro; y por ello, los niños y niñas han ido trayendo a clase piedras y palos, como acordamos. Conforme han llegado a clase, nos hemos ido dando cuenta de que en nuestra nota, especificábamos muy poco, por lo que hemos tenido que realizar un trabajo de selección para quedarnos con los palos y piedras más acordes con lo que queremos y necesitamos.
Con respecto a las piedras, nos dimos cuenta de que también había chinos, y que no nos servían:

  • Blanca: los chinos todavía no han crecido.
  • Marcelo: tienen que comer.
  • Blanca: les da de comer su papá y su mamá.
  • Seño: ¿y qué comen?
  • Blanca: otros chinos.
  • Ángel Montaño: no, comen tierra.
  • Blanca: pero si no tienen boca.
  • Ángel Montaño: la chupan.
  • Blanca: no tienen lengua.
  • Ángel Montaño: mueven la cabeza.
  • Seño: ¿y qué pasa cuando comen y crecen?
  • Marcelo: se hacen piedras.
Para poder apreciar bien todo esto, cada uno cogió un chino para observarlo.

  • Alberto: el mío ha movido la cabeza. Tiene hambre.
  • Blanca: pero si no tienen boca para hablar.
  • Ángel Montaño: sólo hacen "mmmm"
  • Blanca: yo no escucho nada.
  • Seño: si queréis, podemos llevarnos uno a casa y vamos viendo si crece o no.
Decidido que no son chinos lo que necesitamos, entre todos vamos colocando las piedras en una caja y los chinos en otra. Es complicado, pues seguimos el criterio del tamaño, que en este caso es muy relativo y subjetivo.
Tenemos además, un material que no habíamos pedido, y son unos tacos de madera que trae Mar; ella nos cuenta que son "cuadrados" y que nos pueden servir, así que los guardamos.
Pasados unos días, retomamos el tema, y hablamos de cómo está nuestro chino; hay respuestas variadas. A algunos, el chino les ha crecido (lo cual da pie a hablar de lo posible y lo imposible, y a buscar explicaciones que tienen que ver con la magia y los superpoderes de algunas mamás, capaces de dar vida a los chinos).
La caja de piedras está llena, y Marcelo dice que pesará 1 kg.; se ve capaz de cogerla, y lo intenta. Le siguen otros niños y niñas, que al coger la caja, calculan cuánto puede pesar. Comparamos su peso con el de la caja de chinos, y apreciamos que esta última pesa menos. Para recordar todo lo que hemos hecho, lo recogemos por escrito.

LAS PIEDRAS. on PhotoPeach
Igual que de las piedras, teníamos que hablar de los palos; había de varios tipos, así que consideramos oportuno clasificar.

  • Ángel Montaño: este es de médico.
  • Carmen: no, eso es una tirita.
  • Ángel Montaño: no, son palos para mirar la garganta.
  • Ángeles: los palos de médico.
  • Blanca: no es una tirita, es un palo. Los palos son duros, y las tiritas están suaves.
  • Ainhoa: son palos de médico porque los traje yo y me los dio el médico.
  • Carmen: los que trajo Mar tampoco son iguales.
  • Ángel Montaño: y eso es un trozo de pared rota de colores.
  • Pablo: no, es una piedra.
  • Alejandro: es un trozo de tierra para arreglar los trozos de piedra.
  • Carmen: lo he traído yo, y es un trozo de pared de mi casa. lo he traído porque nos puede aservir para construir la escalera del tobogán.
  • Marcelo: los palos pequeños no nos sirven para hacer el tobogán, porque nosotros queremos hacer un tobogán grande.
  • Ángel Montaño: pero los pequeños pueden servir para hacer un tobogán grande, porque se pueden poner para hacer las patas.
  • Marcelo: los palos del tobogán del patio son grandes.
Comenzamos entonces, a ponerles cualidades a los palos que necesitamos para nuestro tobogán; la premisa más importante, es que sean palos duros, que no se rompan ni se partan. Vamos comprobando y quedándonos con los que no se rompen; nos sorprenden algunos, como el palo de una piruleta, que no se rompe aunque es pequeño, y nos permite doblarlo y desdoblarlo, comprobando que recto nos recuerda a unas cosas, y curvo, a otras. Los palos de médico sí se rompen, así que no nos sirven.
Probamos ahora con los palos de Mar, pero antes de hacerlo, debatimos sobre si se romperán o no; hay opiniones variadas, y conforme vamos comprobándolo, vemos que todos se rompen.
Una vez que probamos con varios palos, intentamos extraer una idea que nos permita generalizar: los palos que se rompen son "pequeños", y los que no se rompen, son "duros, grandes, largos y fuertes". Por tanto, nos quedaremos con este último tipo de palos, que nos permitirán construir un tobogán que no se rompa. Para no olvidarlo, lo anotamos, y en pequeño grupo, vamos comprobando uno a uno todos los palos para quedarnos sólo con los duros.
Durante todo este proceso, nos van llegando plumas diferentes, que por su apariencia, no creemos que sean de nuestro pájaro; Ángel Montaño y Ainhoa traen plumas de avestruz y las comparamos con las que ya tenemos.
El proceso nos sigue enriqueciendo; vamos tomando decisiones, resolviendo dudas, justificando respuestas y llevando a la práctica nuestras ideas.
Ahora, comenzaremos a intentar construir el tobogán; ¿sabremos resolver las dudas que nos vayan surgiendo? ¡Os mantendremos informados!


PALOS. on PhotoPeach

NUESTRO PRIMER HALLOWEEN JUNTOS.

Una de las mejores cosas de nuestro colegio, es la costumbre de abrir las puertas de nuestro aula al resto de compañeros y compañeras; así, todos nos enriquecemos y disfrutamos de cuanto ocurre en las clases vecinas.
Hace unos días, nos visitaron algunos niños y niñas de la clase de la seño Mari para informarnos de que iban a hacer una fiesta de Halloween, y que estábamos invitados. A los pocos días, vinieron dos compañeras de la clase del maestro José Carlos para invitarnos a su exposición de calabazas y caretas.
Estas dos invitaciones, dieron pie a conversaciones acerca de Halloween, intentando entre todos desdramatizar esta fecha y eliminar cualquier miedo que pudiésemos tener.
Lo cierto, es que llegado el día, todos nuestros compañeros mayores, nos hicieron pasar un día estupendo; como queríamos estar a la altura, usamos lo que teníamos a mano para disfrazarnos, demostrándonos una vez más, que con cualquier cosa, podemos hacer todo lo que nos propongamos.
Visitamos la clase de la seño Mari, y allí, escuchamos una historia de miedo que nos puso los pelos de punta, pero que tuvo un final muy feliz. Los niños y niñas del maestro José Carlos, nos enseñaron un baile muy divertido. Aquellos monstruos que vivían en aquella clase, eran buena gente, y al terminar, nos repartieron chucherías. 
Después, fuimos a la biblioteca, a apreciar las calabazas y las caretas que los niños y niñas mayores habían hecho, y algunos de ellos, nos contaron algunas anécdotas de Halloween.
Lo pasamos genial, volvimos a vivir una experiencia nueva juntos, y olvidamos miedos; fue un día estupendo.

HALLOWEEN. on PhotoPeach

MIL FORMAS DE JUGAR.

Ahora que llevamos juntos algún tiempo, ha llegado el momento de hablar de nuestros rincones; hasta ahora, los niños y niñas han estado explorando el material de cada uno de ellos, descubriendo todas las posibilidades que nos ofrece cada juego. Ha sido un tiempo de experimentación libre, de tocar sin miedo, de investigar; y ahora, ha llegado el momento de compartir todo lo descubierto. En asamblea, estamos hablando de cada material, de cómo lo hemos utilizado, haciendo hincapié en que todas las formas son válidas, pues son ideas que se nos han ido ocurriendo. Y además de todas ellas, hemos visto la manera más "formal" y "provechosa" de usar cada juego, para intentar sacarle el máximo partido. Ya somos más capaces, nos sentimos más seguros, y cada una de nuestras actuaciones en el aula, tienen un valor y una intención.


 




domingo, 27 de octubre de 2013

LAS PLUMAS DEL PÁJARO.

La situaciones espontáneas que van ocurriendo nos llevan a momentos cargados de emoción y de interés, donde todos nos vemos involucrados y donde la motivación y las ganas se palman en el ambiente. Esas situaciones deben ser aprovechadas, pues seguro nos van a ayudar a avanzar, a enriquecernos con lo que ocurra a partir de ellas; y además, van a estar relacionadas con todos aquellos contenidos que se van a trabajar en el aula, por considerarlos de valor. Ahí tenéis un ejemplo que estamos viviendo con todas nuestras ganas:
Desde que comenzamos el curso prácticamente, nos viene preocupando algo que sucedió en nuestro aula el segundo día de curso; resulta que jugando por nuestra clase, encontramos una pluma de pájaro. Seguro que se le había caído a alguno de los que viven en el patio, y era importante devolvérsela, pues era suya; pero no sería tarea fácil, pues nosotros somos niños y estamos en el suelo, y él sería un pájaro e iría por el cielo.
A pesar de lo complicado del asunto, decidimos guardar la pluma hasta que pudiésemos devolvérsela; era importante saber dónde estaba aquel pájaro, por dónde se movía, así que salimos al patio a buscarlo.
                
Lo vimos, lo vimos todos; ahora aquel pájaro ya era real, y era importante para nosotros que supiese que íbamos a poner todo de nuestra parte para devolverle su pluma. Cuál fue nuestra sorpresa, cuando nos dimos cuenta de que en el patio, había muchas más plumas de aquel pájaro blanco; el problema era más grave, pues si seguía así, se quedaría desnudo.
Después de apreciar la altura con la que volaba, decidimos idear un plan; era importante conseguir subir lo más alto que pudiésemos, pues nosotros no podemos volar. Nos surgieron muchas ideas, y todas eran muy válidas.
De entre todas, hubo que elegir, y decidimos quedarnos con la idea de subir con una escalera a una torre, devolverle las plumas y después, bajar por un tobogán. Justificamos nuestra elección, y como es una decisión del grupo, lo recogemos por escrito para que a nadie se le olvide.
Comenzamos hablando de la torre, de cómo debía ser; todas las ideas son escuchadas y justificadas, y se hace importante llegar a un consenso sobre ello.
Nuestra torre debía ser alta, dura y fuerte; y como desde la clase no se ve ninguna, salimos al patio para ver desde allí el exterior y encontrar alguna con dichas cualidades.
Vemos algunas, y nos sirven como referencia para ver más claro cómo será la que utilicemos para encontrarnos con el pájaro. Nos sentimos capaces ya de construir una torre, y en clase, usando toda la información que tenemos ya, lo hacemos. Nos encontramos con limitaciones, como son la cantidad de piezas con las que la construímos; si no conseguimos más, la torre no es suficientemente alta.
Ahora que ya disponemos de datos y tenemos decisiones tomadas, hay que elegir una torre concreta; descubrimos que cuando se habla de "torre", son muchas las opciones existentes. De entre todas ellas, nos quedamos con la torre de un castillo y la de una iglesia, pues reúnen todas las cualidades que buscamos; es otra decisión tomada, así que la recogemos por escrito para no olvidarla.

¿Y la escalera? Se hace importante comenzar hablando de lo que sabemos de ella, pero para ser más concretos, buscamos ejemplos de escaleras por el colegio; esto nos da información sobre cómo son, su utilidad y sobre todo, nos ayuda a elegir cómo debe ser la que nos ayude a subir a la torre. Concretamos que deben ser altas y sin picos, que nos pueden hacer daño; buscamos unas de ese tipo en el Centro, y nos convencen. Ya hemos decidido cómo será la escalera.

¿CÓMO DEBE SER LA ESCALERA? on PhotoPeach
Y ahora, ¿seríamos capaces de construir una escalera? Volvemos a utilizar las piezas que tenemos en clase, y nos damos cuenta de que no es lo mismo construir una torre que una escalera; Marcelo consigue formar escalones, y la escalera se hace tan alta como queramos, colocándole piezas. Pero nos encontramos con un problema; la escalera no se mantiene en pie, y entonces, necesitamos que cada uno piense de manera individual y ayude a arreglar este entuerto. Volvemos a usar las piezas, y cada niño tiene la oportunidad de probar, de crear; todas las opciones son válidas, pero comprobamos que algunas se acercan más a lo que estábamos buscando.

Seguimos con el tobogán, y para hablar de él, decidimos salir al patio, donde sabemos que hay dos; nada más salir, apreciamos una diferencia entre ambos. Uno se puede mover de un lado a otro, y se desmonta; y otro, está "pegado al suelo con pegamento" y no se puede mover. Apreciamos las semejanzas y diferencias entre ambos; después, concluimos que el nuestro, debe ser muy alto, más grande que los dos que tenemos en el cole.

¿CÓMO DEBE SER EL TOBOGÁN? on PhotoPeach
Como ninguno de los toboganes nos sirve, les propongo construir uno, y les pregunto cómo podríamos hacerlo, qué necesitaríamos. Las ideas son muy variadas, y hablamos de herramientas como el martillo o los tornillos, pero también de otros elementos, como piedras y palos.
Formamos un equipo, y al día siguiente, yo como una más, traigo a clase todas las herramientas que tengo en casa; hablamos de cada una de ellas, les damos nombre y concretamos cómo se utiliza cada una. Nos damos cuenta de que las necesitamos todas:
Sergio: el martillo para esto (golpea el suelo)
Alejandro: esto para poner tornillos (llave inglesa. Toqueteándola, la abre y cierra girando la rosca)
Ángela: el "tornillador" para esto (lo gira, apoyado en el suelo)
Ángel Montaño: las tijeras (alicates) para cortar papel (Nayara lo intenta, pero no cortan). Son para cortar ramas de árboles.
Marcelo: los tornillos para esto (busca un agujero y los mete)
Nos faltan las piedras y los palos que dijimos, y les propongo que sean ellos quienes se encarguen de eso; elaboramos entre todos una nota para informar a las familias de lo que queremos y la fotocopiamos para poder llevarnos una a casa cada uno.

PARA CONSTRUIR UN TOBOGÁN. on PhotoPeach  
Seguimos con la aventura, con la experiencia, y esperamos que podáis ayudarnos con todo lo que se os ocurra y creáis que nos enriquecerá el camino.

SITUARNOS EN EL ESPACIO Y COMPARTIR INFORMACIÓN.

Cuando contamos a los demás nuestras vivencias, nos encantaría poder compartirlas con ellos y ellas; les ponemos todos los detalles que recordamos y en un intento de acercárselas aún más, les damos referencias reales, que tienen que ver con el lugar donde éstas suceden.
A veces, sólo con hablar no es suficiente, y es complicado explicar cómo se llega a un sitio o en qué lugar podemos encontrar lo que buscamos. Por eso, nos apoyamos en textos que nos permiten ver más claramente esto, como es el caso de los mapas y planos; no sólo utilizamos los que llegan a nuestras manos, sino que también vamos siendo capaces de crear los nuestros propios. Tanto es así, que ya sabemos dónde está la casa de Daniela, cómo se llega a la calle de Blanca o por dónde ir a la fiesta de animales que conoce Ángel Montaño.
                                      



martes, 22 de octubre de 2013

EL HUEVO FLOTADOR.

Pronto comenzaremos con nuestro taller de ciencia, en el que introduciremos a los niños y niñas en el método científico; pero mientras tanto, ya estamos familiarizándonos con los pasos a seguir a través de experimentos divertidos que casi parecen magia. Pero no es magia, ¡es ciencia!
Esta semana, el planteamiento era el siguiente: ¿qué sucede si metemos un huevo en un vaso lleno de agua?
Pronto, nos dimos cuenta de que sólo había dos opciones; que flotase o que se hundiese; llenamos el vaso de agua y al meter el huevo, éste se hundía. Pero, ¿cómo conseguir que el huevo flotase? No podíamos ponerle un flotador, ¡porque los huevos no tienen brazos, ni pies, ni manos, ni piernas! ¿Entonces?
Añadimos al agua dos sustancias que se parecen mucho, pero que no tienen nada que ver, sal y azúcar; con una de ellas, conseguimos que el huevo flotase y no se hundiese. Nosotros y nosotras ya lo hemos comprobado; ¿os animáis a repetirlo en casa y ver qué sucede?




POR SI ALGÚN DÍA HACE MUUUUCHO VIENTO...

Nos preocupan las cosas que ocurren a nuestro alrededor, lo que vivimos y lo que nos llega de alguna manera; esta mañana, el tiempo estaba revuelto, y nuestra conversación giraba en torno a las tormentas. Nos asomamos a la ventana, y vimos que el viento movía las hojas de los árboles, así que decidimos salir al patio para vivir y apreciarlo de cerca; una vez allí, nos preguntamos qué pasaría si algún día el viento fuese tan fuerte, que saliésemos volando. La mejor solución que se nos ocurría para evitarlo, era agarrarnos a algo, y a partir de aquí, comenzamos a buscar en nuestro patio cosas firmes, que no se moviesen, fuertes.
Una vez que las tuvimos, las anotamos para no olvidarlas, pero ¿eran suficientes?, ¿cabríamos todos y todas? Volvimos a salir al patio y lo comprobamos; eran más que suficientes, e incluso, teníamos hueco para cuando vengan los compañeros y compañeras que siguen enfermos y que hoy no vinieron.
Una preocupación menos; si hace viento, ¡a nosotros y nosotras no nos lleva!
Solucionamos problemas que nos preocupan en el momento, y lo hacemos juntos y juntas, escuchando todas las opciones y valorándolas por igual.

POR SI HACE VIENTO. on PhotoPeach

domingo, 20 de octubre de 2013

UN REGALO QUE NO ESPERÁBAMOS.

Al entrar en clase, todos y todas nos fijamos en una caja que había en nuestra asamblea; nadie la había traído y nunca antes la habíamos visto. Debía ser algo importante y los destinatarios éramos nosotros, pues la habían dejado en nuestra clase.
Nos preguntamos qué podría tener dentro, y para buscar alguna pista, nos quedamos en silencio para ver si se escuchaba algo en su interior, pero no era así. Decidimos abrirla y nos encontramos con que estaba llena de objetos y traía también dos cartas.
Leímos la primera; en ella, una mujercita se dirigía a nosotros contándonos que había dejado allí la caja para que pudiésemos conocer su historia, reflejada en un cuento que podríamos leer. Nos contaba también, que todas las cosas que había en la caja, tenían que ver con su historia, así que nos pusimos a mirarlas una a una para sacar algo en claro de todo esto.
Ángel Montaño: esto es una cometa, se coge así y luego la tiras. Pero le falta un agujero.
Ángela: las cometas no son así; tienen una cuerda larga.
Aquel objeto nos causaba duda, así que decidimos dejarlo y pedir ayuda en otro momento (era un arco con dos flechas)
Blanca: esto es un peine; la mujer del cuento se peina.
Ainhoa: no es un peine, es una pluma.
Ángel Montaño: no, es una cosa para tirarla también. Mira, ¿ves que vuela?
También nos produce duda este objeto (era la pluma de una de las flechas)
Pablo: esto es un espejo, para que la mujer se mire.
Ángeles: y esto una corona, porque la mujer es una princesa.
Ángela: esto es un corazón.
Ainhoa: es un corazón de cojín.
Ángel Montaño: eso es porque la princesa se lo ha comprado para descansar.
Yaiza: y esto es una botella.
Ángel Montaño: dentro tenía vino.
Ainhoa: y en la pegatina tiene el dibujo que sale en la bandera pirata.
Ángel Montaño: en el cuento, seguro que salen piratas y se han bebido el vino.
Blanca: la mujer es pirata.
Ángel Montaño: las mujeres no pueden ser piratas.
Sergio: yo he cogido unos calcetines, porque la mujer se pone calcetines.
Mar: ¡qué asco!
Ainhoa: es que los pies huelen mal. Hay algunos calcetines grandes y otros pequeños.
Ángel Montaño: eso es porque la mujer tiene un hijo pequeño.
Analizados todos los objetos y habiendo hecho ya nuestra hipótesis acerca de la historia, leímos la segunda carta que había en la caja; decía que para conocer la historia de esta mujer, debíamos buscar su cuento en un lugar lleno de libros. Marcelo recordó la biblioteca, y todos le seguimos para ver si estaba allí; sobre una mesa y envuelto en papel de regalo, encontramos un cuento, que nos llevamos a clase.
Al abrirlo, descubrimos un cuento llamativo y en su portada, apreciamos algún que otro objeto de los que hemos encontrado en la caja.
Todos queríamos comenzar a leerlo ya, pero debemos esperar; este cuento, se leerá despacito, poco a poco, y a través de él, viviremos, disfrutaremos y nos enriqueceremos.
¡Estamos deseando conocerlo!

UN REGALO QUE NO ESPERÁBAMOS. on PhotoPeach

¡FELIZ CUMPLEAÑOS!

En este mes de Octubre, son 3 los compañeros y compañeras que celebran su cumple; las familias se han organizado, y este viernes, disfrutamos de la celebración del cumpleaños de Antonio, Pablo y Yaiza. Fue un día especial, ellos y ella se sentían protagonistas; tarta, bizcocho, globos, ambiente de fiesta. Una experiencia más que vivimos juntos. ¡Y todas las que nos quedan! ¡Felicidades a los 3!


CONOCIENDO OTROS LUGARES.

Es muy enriquecedor poder compartir nuestras experiencias de vida, y en esta semana, ha sido Daniela la que ha querido mostrarnos un trocito de un lugar lejano, que tiene que ver con ella, con su familia y su historia. Gracias a ella, hemos conocido diferentes rinconcitos de Cuba; nos ha enseñado fotos y nos ha contado cómo se llamaba cada uno de ellos. Ninguno de los demás hemos estado allí nunca, y lo cierto es que cuando la hemos oído hablar con tanto entusiasmo, nos han entrado muchas ganas de poder visitar aquel país algún día.